Etiquetas

, , , , ,

La pasada semana santa estuvimos pasando unos días en Praga. Aparte de lo bella que es la ciudad, una de las cosas que nos sorprendió tanto a mi mujer como a mí es lo bien que comimos. Lo primero que hay que decir es que no fuimos a restaurantes turisticos. Es lo peor que puedes hacer cuando visitas algún lugar. Vas a comer mal y caro. Yo había buscado algunos sitios de Praga donde suele comer la gente de allí, a través de foros y hablando con algún bloguero de allí. Si alguno tenéis pensado viajar a Praga tomad nota de estos sitios porque merecen la pena.

Restaurante LVÍ DVÚR

Comenzamos por la zona del Castillo de Praga. Éste restaurante se encuentra apenas a dos minutos andando saliendo por la puerta del segundo patio que da al puente de la Pólvora. Uno de los platos típicos de la gastronomía checa es el gulash, y aquí lo ponen delicioso. Es un plato contundente de sabor, muy especiado. Uno de los acompañamientos tradicionales son los rollitos de pan con bacon. Según nos comentó el camarero (muy amable) se hacen mezclando pan con bacon de la zona de Karlovy Vary. Se le añade posteriormente leche y se cocina todo junto para luego darle forma de rollito. Finalmente se cuece con agua. Es otra forma de comer pan. Para untar las salsas de allí es perfecto.

Podéis ver el mapa de situación pinchando aquí.

Cervecería Lokal

Ésta es la típica cervecería checa y está unida al movimiento Slow Food. Está muy cerquita de la torre de la Pólvora y la plaza de la Ciudad Vieja, por lo que es ideal para hacer una parada si estamos visitando el centro. La comida es casera de buena calidad y los precios son imbatibles (echad un vistazo a la carta que aparece en su web y lo comprobaréis). Yo probé unas lentejas con salchichas típica de allí que estaba bastante buena y gulash de cerdo. Mi mujer pidió un plato de rape con un puré de patata sugerencia de la camarera que era el mejor que había probado en su vida. Podeís degustar también una Pilsner Urquell, cerveza típica checa. Recomendable 100% en cualquier visita a esta ciudad.

Podéis encontrar el plano de localización de esta cervecería aquí.

Cervecería Kolkovna

Kolkovna es otra típica cervecería checa que dispone de varios locales en la ciudad de Praga. Nosotros estuvimos en concreto en Kolkovna Olympia, en la calle Vitezna. La cadena es propiedad de la cervercera Pilsner Urquell, así que es casi obligado tomarse una de sus cervezas mientras se come. Ese día tomé Rosbeef con dos salsas (una de carne y otra de nata y arándanos) que estaba muy bueno. De postre pedí un strudel de manzana acompañado de manzana en compota y helado que estaba para morirse allí mismo. Comimos tres personas por 30 euros.

Podéis encontrar el plano de localización aquí.

Un apunte interesante para todos los que vayáis con niños pequeños. En todos los restaurantes, nada más llegar, nos sacaron viñetas para colorear con pinturas, juguetes de construcción… vamos, que los niños estaban super entretenidos mientras comíamos todos. Todavía estoy por ver un detalle como éste aquí en España. En algunas cosas tenemos mucho que aprender todavía. Si alguno quiere alguna otra información sobre estos sitios o algún otro no tiene más que comentarlo.