Etiquetas

, , , ,

No tengo mucho tiempo esta semana para publicar entradas más elaboradas y como mi mujer me venía pidiendo desde la semana pasada (o más) que hiciera un bizcocho aprovecho y comparto la receta con vosotros. Como la mayoría de recetas de bizcochos no es complicada. Simplemente hay que prestar atención a las cantidades de cada ingrediente y a la forma de tratar éstos entre sí.

Los ingredientes que vamos a necesitar son los siguientes: 300gr de harina, 4 huevos grandes, 120gr de mantequilla, 100gr de azucar, 1/2 sobre de levadura, la ralladura de una naranja, 100gr de pepitas de chocolate, margarina y un poco de harina para untar el molde.

La idea inicial era la de hacer el bizcocho con trocitos de confitura de naranja en lugar de pepitas de chocolate, pero lamentablemente no encontré. Lógicamente no tenía tiempo (ni ganas) de ponerme a hacerla casera. Si tenéis la suerte de encontrar probadlo de esta forma. Ponemos a precalentar el horno a 170º. Comenzaremos separando en dos boles las claras y las yemas. Añadimos a las yemas el azúcar y batimos con unas varillas hasta que la mezcla quede blanquecina y untuosa. Después añadimos la mantequilla que debe estar a punto de pomada e integramos bien todo el conjunto.
Por otro lado, levantamos las claras a punto de nieve. Cuando hayamos terminado las juntamos con suavidad con la mezcla de yemas, azucar y mantequilla. Añadimos la ralladura de naranja, mezclando con cuidado.

Por otro lado añadimos la levadura a la harina, removemos un poco para que se reparta de forma homogénea y tamizamos con un colador o similar. Añadimos estonces la harina a la mezcla anterior poco a poco mientras vamos mezclando con suavidad.
Una vez que tengamos la mezcla correctamente integrada untaremos el molde con un poco de margarina, añadimos harina y repartimos bien, eliminado lo que sobre. Simplemente queremos que se cree una capa de forma que luego nos sea más fácil desmoldar el bizcocho. Introducimos el molde en el horno y dejamos que se haga durante 50-55 minutos aproximadamente. En mi caso lo meto tapado con un poco de papel albal que retiro cuando han pasado 20 minutos, evitando así que se abombe demasiado por el centro y que suba de la forma más homogénea posible.
Una vez pasado el tiempo de cocción en el horno comprobamos si está hecho introduciendo una puntilla o similar, lo desmoldamos y dejamos enfriar. Podemos espolvorear por encima un poco de azúcar glass si queremos.


Bon apettit!

Anuncios